ESTUDIO DEMUESTRA BAJO RIESGO EN NIÑOS PARA CONTRAER COVID-19

Ahora que en muchos países se preparan para el regreso  clases, existen muchas preocupaciones sobre el impacto que pueda tener en los más pequeños.

Los datos disponibles hasta el momento muestran que este grupo de población no ha sufrido las peores consecuencias del nuevo coronavirus. Ahora un nuevo estudio determinó que los niños infectados de covid-19 sufren  y confirma lo que ya se suponía sobre los efectos mínimos del virus en los niños.

El estudio fue publicado por el British Medical Journal (BMJ) y establece que el riesgo de que los niños necesiten tratamiento hospitalario por el coronavirus es "pequeño" y de que se enfermen de gravedad es "aún más pequeño". Sin embargo, de raza negracon obesidad tienen un riesgo ligeramente mayor. El estudio de BMJ analizó a 651 niños con coronavirus en hospitales de Inglaterra, Gales y Escocia. Cubre dos tercios de todas las admisiones de niños en hospitales de Reino Unido debido a la covid-19 entre enero y julio.

Mortalidad "sorprendentemente" baja

Un "sorprendentemente bajo" 1% de estos 651 niños y jóvenes (seis en total) falleció en el hospital con covid-19, en comparación con el 27% en los demás grupos de edad, encontró el estudio. El 18% de los niños necesitó cuidados intensivos. Y los seis que fallecieron tenían  "profundas".

Los niños con tales afecciones siguen siendo vulnerables al virus y deben tomar precauciones, dijeron los investigadores. Pero para otros, el riesgo es extremadamente bajo.

"No se han registrado muertes de niños en edad escolar sanos", dijo el autor del estudio, el profesor Calum Semple, de la Universidad de Liverpool. "No hay ningún perjuicio directo de que los niños regresen a la escuela", agregó.

La doctora Olivia Swann, del Royal Hospital for Sick Children, en Edimburgo, y coautora del estudio, dijo que esperaba que los hallazgos fueran "extremadamente tranquilizadores para los padres de todo el Reino Unido". En Escocia las escuelas ya reabrieron, y se espera que en Gales e Inglaterra lo hagan el próximo mes.

Síndrome respiratorio

Los síntomas más comunes en los niños ingresados ​​en el hospital fueron fiebre, tos, náuseas o vómitos y dificultad para respirar. Los niños mayores tenían más probabilidades de tener dolor de estómago, dolor de cabeza y dolor de garganta.

De los 651 niños analizados en el estudio, el 42% tenía una condición de salud subyacente, siendo las más comunes enfermedades que afectan el cerebro y el sistema nervioso (11%), cáncer (8%) y asma (7%).  Pero tener asma, a diferencia de la obesidad, no aumentó la probabilidad de que los niños necesitaran cuidados intensivos.  A 52 de los niños estudiados, a también se les diagnosticó un  relacionado con el coronavirus, y el primer caso fue visto por los médicos a mediados de marzo.